¿Qué es el cortisol?

Emergencia es la palabra, porque hay quien señala que se trata de una situación normal de su “día a día”, y es que cuando aceptamos que el estrés forma parte de nuestra vida, el cortisol se puede convertir en un problema.

El cortisol es una hormona que se segrega de forma puntual en determinadas situaciones como por ejemplo a la hora de despertarnos.

Y es que los niveles de cortisol aumentan como respuesta ante la necesidad de estímulos a nivel físico y cognitivo. Algunos estudios indican que los niveles más altos de cortisol se sitúan entre las 8 y las 9 de la mañana. Durante el resto del día y hasta que volvamos a dormir, los niveles de cortisol serán bajos, aunque hay ciertas excepciones que son las que me interesa comentar.

En numerosas ocasiones (más de las que queremos) nos encontramos ante situaciones de estrés, ya sea en la universidad, en el trabajo o en tu vida personal. Ciertas situaciones nos afectan en mayor grado, nos causan estrés, nos hacen preocuparnos y sentirnos intranquilos. En esos momentos es cuando el hipotálamo percibe esta situación y manda una señal para que se segregue cortisol.

¿Puedo hacer algo para reducir los niveles de cortisol?

Sin embargo, para aliviar esta situación se puede aumentar el consumo de algunos alimentos con abundante vitamina C que reduce de forma transitoria los niveles de cortisol. También es recomendable tomar ginseng, dado que actúa sobre el cerebro y las glándulas suprarrenales (las que segregan cortisol) para dejen de producir la hormona del estrés, e incluso tomar suplementos con vitamia A que también minimiza los niveles de cortisol

Todo esto combinado con acciones como una buena dieta, evitando bebidas que te alteren como el café, el refresco o el alcohol, dormir bien y encontrar actividades que te relajen harán que una situación de estrés no se prolonguen en el tiempo.

13/05/2015