¿Serviría la cirugía bariátrica para curar la diabetes tipo 2?

La cirugía bariátrica, más conocida vulgarmente como “cirugía para la obesidad” o “cirugía para adelgazar” (que no debe confundirse con liposucción), parece tener cada vez mejores resultados. Entre los cirujanos he oído nombrarla también como “cirugía metabólica“, pues se altera el metabolismo del individuo en cuestión, haciendo que tienda al adelgazamiento, pues es lo que se busca con la cirugía bariátrica en primera instancia.

Ahora bien, ¿podría esta cirugía bariátrica servir para curar los casos de diabetes tipo 2? Un reciente estudio publicado en The Lancet sugiere que sí.

Cirugía bariátrica contra la obesidad y la diabetes tipo 2

diabetes y obesidad

Anteriormente ya se conocían los beneficios de la cirugía bariátrica contra la obesidad y diabetes tipo 2, pues a corto plazo parecía dar buenos resultados contra ambas enfermedades. Pero, ¿y a largo plazo? Como también sucede con las dietas, los buenos resultados se deben medir con el paso de los años, y no tan solo de los meses. Y eso es precisamente lo que ha hecho este nuevo estudio realizado por el King’s College de Londres y la Universidad Católica de Roma: Comparar el tratamiento farmacológico con la cirugía bariátrica tras cinco años.

El estudio, realizado en 60 voluntarios llegó a la conclusión de que hasta el 50% de los casos con diabetes tipo 2 se curaban mediante cirugía bariátrica; asimismo, ningún caso de diabetes tipo 2 cedió tan solo con medicación y dieta.

medicina_personalizada_obesidad

Según los hallazgos de estos científicos, la cirugía bariátrica mejoraría los síntomas de la diabetes tipo 2 mediante la pérdida de peso y el “recableado” intestinal, alterando el metabolismo a nivel físico.  En este caso las operaciones consistían en reducir el tamaño del estómago y dejando partes del intestino menos expuestas a la alimentación.

Así lo comenta Francesco Rubino, uno de los cirujanos del estudio:

“La cirugía bariátrica es capaz de producir una remisión prolongada de la diabetes en el 50% de los casos tratados, los cuales llegan a niveles normales de azúcar en sangre tras cinco años después de la operación. Además, el 80% de los pacientes tratados con cirugía bariátrica fueron capaces de mantener un control óptimo de sus niveles de azúcar en sangre, gracias a una única medicación, o ninguna”

Además, los pacientes sometidos a cirugía también eran menos propensos a sufrir problemas cardíacos (un problema secundario de la diabetes mal controlada), y también reportaban una mejoría en su calidad de vida.

Finalmente, aunque tras dos años de cirugía el porcentaje de pacientes bien controlados era muy algo, muchos recayeron en los últimos tres años. Los cirujanos saben que es necesario igualmente una monitorización contínua del azúcar en sangre tras la operación, pero llegar a un 50% de remisión de la enfermedad tras 5 años es todo un logro igualmente. Por el momento la opción quirúrgica parece ser segura y efectiva, además de incurrir en menos complicaciones propias de la diabetes.

Ahora faltará saber si el uso de la cirugía contra la diabetes también reduce su mortalidad, pero esto será tema de otro estudio posterior.

 

Fuente

22/09/2015