10 consejos de marketing que se enseñan en la universidad de la vida

El universo del marketing es un ecosistema complicado, cambiante y lleno de matices que se van descubriendo a medida que se va creciendo laboralmente. Para ayudar en esta ardua tarea ofrecemos una pequeña guía para profesionales de todas esas cosas que normalmente no aprendemos hasta que no hemos comenzado nuestra andadura profesional:

marketing-rapid-city2

1. Las matemáticas son más importantes que nunca: además de la labor creativa y logística, el “marketero” debe manejar a la perfección porgramas de análisis, resultados y presupuestos.

2. Siempre habrá nuevos inventos: hay que estar al día de las innovaciones que surgen, pero la mayor labor de los centros formativos debería consistir en enseñar las bases y a desenvolverse, ya que continuamente aparecen nuevas técnicas que no habremos aprendido.

3. La práctica es esencial: aprender qué es el fracaso, arriesgarse o el triunfo es complicado desde una silla. Probar, caer y volver a levantarse es la clave de este sector (y de todos).

4. Aprenda a tomar decisiones por sí mismo: es importante que sepa pensar por sí mismo, si quiere destacar, claro.

5. Fracasar (a veces) está bien: quien quiere ganar, a veces fracasa, y hay que comprender que no es el fin del mundo.

6. Tendrá que aprender a ser rápido: en la universidad no existe la presión del tiempo al nivel del mundo laboral, pero ya verá que una vez se vea en la tesitura agilizará su proceso poco a poco.

7. Priorizar es clave: enlazando con el punto anterior comprenderá que hay que saber a qué asuntos darles mayor importancia y cuáles podemos dejar un poco atrás.

8. Nunca se olvide de que el consumidor es en realidad lo que importa: no realice campañas y estrategias para sí mismo, créelas para hacer llegar maravillosos productos al mayor número de personas posible.

9. Todo está conectado: su vida personas, laboral, sentimientos, etc. todo influye en su trabajo, así que como consejo para el futuro diría que aprenda a mantener un buen equilibrio.

10. Vaya de más a más: comenzar en un buen sitio es el mejor trampolín de salida para después acceder a un mejor trabajo en otra empresa. Comenzar en una empresa pequeña y desconocida le servirá de aprendizaje, pero le abrirá menos puertas.

 

Fuente

07/10/2015